ACRE denuncia un atentado al patrimonio en tres esculturas de la ermita de Rañadoiro, Asturias